Cepillos metálicos

Cepillos metálicos y cepillos de alambre para talleres profesionales.



Cepillo metálico

Los cepillos metálicos son herramientas muy útiles para eliminar el óxido incrustado en superficies de difícil limpieza.

Contamos con cepillos especializados para limpiar diferentes partes del coche, así encontramos un cepillo para llantas que lleva incorporada una almohadilla con el fin de una mejor limpieza del polvo incrustado en el freno. Este mismo cepillo se puede encontrar también para limpiar ruedas con el único cambio de contar con unas cerdas un poco más suaves para evitar así dañar las superficies delicadas.

Si quieres optar al más por menos te recomendamos nuestro cepillo o brocha 2x1, el cual cuenta con doble cabezal, uno a cada lado con los que poder limpiar distintos tipos de superficies. Además puedes utilizarlo con todo tipo de desengrasante y aceite que puedes depositar en una bandeja de aceite.

Nuestra gama profesional de cepillos metálicos nos deja con cepillos de alambre específicamente diseñados para limpiar metales antes de proceder a una soldadura o bien para limpiar el elemento en el que hemos soldado, con el fin de eliminar cualquier deshecho metálico. Los cepillos metálicos de Herramientas de Talleres cuentan con la mejor calidad y un fabricado en acero latonado ondulado que hará que tu herramienta perdure muchos años.

Cepillo de alambre

Los cepillos de alambre son recomendados para eliminar la suciedad más incrustada de distintas superficies. En nuestra tienda online encontrarás cepillos de alambre fabricados en acero con los que limpiar todo tipo de pintura (incluso la metalizada) además de óxido, suciedad y cualquier tipo de contaminante. Las superficies que se pueden tratar con este tipo de cepillo son diversas y abarcan desde metal, madera y plástico hasta ladrillo y pebbledash. El mango de nuestros cepillos de alambre de agarre suave y moldeado gracias a su forma curva recubierta de goma, proporcionará máxima comodidad mientras es utilizado. Además puede ser utilizado para limpiar llantas mientras estamos sentados en una camilla para mecánicos.

Para una máxima limpieza recomendamos además utilizar una compresora de aire con el fin de que la superficie tratada quede totalmente libre de todo tipo de suciedad y aspereza.

Muchos de nuestros cepillos de alambre cuentan con un cabezal ancho y largo con varias filas de cerdas para que sea más sencillo eliminar todo tipo de suciedad o deshecho de la superficie que estemos tratando en pocas pasadas.